16 de Noviembre de 2018

Mora generalizada de las MIPyMEs en el pago de impuestos

Valora este artículo
(0 votos)

Por Dr. Vicente Lourenzo. AFIP vuelve a recurrir a un método equivocado. La caída generalizada de ventas y el aumento geométrico de los costos genera una escasa disponibilidad de fondos para el pago de impuestos.

Así la MIPyME recurre forzosamente a no cumplir con las obligaciones tributarias, o a “dibujarlas” para poder subsistir.

En una consulta entre más de 50 contadores se pudo observar que el 55% de los contribuyentes se halla en mora formal y/o informal (se produce cuando el contribuyente es informado por su contador de lo que tiene que pagar y éste da instrucciones de disminuirlo).

La Afip está por dar a conocer la RG 4265, por la cual aumenta cantidad de cuotas para pagar el impuesto corriente de 6 a 8 cuotas y la cantidad de planes de 4 a 6 que puede utilizar el empresario pyme.

Es decir recurrirá a un mecanismo que en estos tiempos, en lugar de ayudar a la MIPyME morosa, la hunde aún más en ese espiral nocivo de morosidad.

Lo denomina “Sistema de Perfil de Riesgo" (SIPER) un soporte informático de calificación que realiza procesos de evaluación mensuales sobre el cumplimiento de los deberes formales y materiales de los ciudadanos.

NOTAS RELACIONADAS:

Nueva oportunidad de financiamiento para empresas

El BCRA anunció tres medidas para facilitar el acceso al crédito de las PYMES

El sistema identificará su comportamiento fiscal y le asignará una categoría concediendo o limitando los beneficios vinculados con la recaudación, devolución y/o transferencias de impuestos y recursos de la seguridad social, según el caso de que se trate.

Es de resaltar que mientras peor calificación tiene la MIPyME, menos cuotas te otorga la AFIP con una tasa de interés más alto.

En tiempos de recesión es habitual que la MIPyME pague cuando puede y no significa que sea mal contribuyentes. Con esta paradoja, grandes evasores pueden tener calificación muy buena (A) de Siper y obtener la máxima cantidad de cuotas de un plan de pago.

Por eso es imprescindible:

1) Modificar el SIPER generando solo una mala calificación a aquella pyme que se presume o constata que evade o posee personal en negro.
2) Eliminar la morosidad como elemento determinante para calificar negativamente al contribuyente.
3) Establecer un Plan de Facilidades de Pago Permanente, de por lo menos 12 cuotas, para la cancelación del impuesto corriente, y otro de 72 cuotas para la deuda morosa más antigua.

De esta forma, daremos contención a un sinnúmero de pymes que se encuentran en la actualidad en una eventual cesación de pagos.

El Dr. Vicente Lourenzo es consultor Pyme e integrante de la Comisión Problemática Pyme del Consejo Profesional de Ciencias Económicas de CABA.

Comentario en Facebook

Copyright 2012 © - Todos los derechos Reservados | Design by ideas2.com.ar