24 de Marzo de 2019

Estos argentinos crearon una "máquina" para encontrar vuelos baratos

Valora este artículo
(0 votos)

La tendencia es clara: cada vez son más las personas que viajan alrededor del mundo y también son más las personas que compran su viaje de manera online.

Por eso, desde Turismocity -el metabuscador de vuelos y hoteles más grande de la Argentina- apuestan fuerte a este sector, uno de los que más operaciones genera dentro del e-commerce en Argentina y el mundo.

La historia empezó en 2010, cuando Julián Gurfinkel junto a dos socios cofundó Descuentocity, un agrupador de descuentos, cuenta Luz de Sousa Quintas en una nota para infotechnology.com.

Todo marchaba muy bien, pero a fines de 2013 se dieron cuenta de algo: la mitad de sus usuarios estaban interesados en viajes y, a su vez, el boom de las cuponeras había empezado a caer.

“Vimos que había un potencial para aprovechar ahí. En esa época empezaron a surgir muchas agencias de viajes online, por lo que creímos que tenía sentido hacer un comparador que las agrupe. Creamos Descuentocity Viajes y cuando notamos que a la gente le gustaba, en marzo de 2014 lanzamos Turimoscity con su propia web, diseño y tecnología”, cuenta Gurfinkel a Infotechnology.

El joven emprendedor resalta que siempre vieron a la industria en pleno crecimiento. Por eso, ver que aparecían muchas agencias de viajes online los incentivó a lanzar un metabuscador que compare a todas por igual. Aunque no solo fue eso: la pasión por viajar también los ayudó a emprender en este negocio. “Todos viajamos un montón. El hecho de trabajar en la industria de los viajes nos gusta mucho”, agrega Gurfinkiel.

Pero emprender en Argentina no es fácil. Las primeras trabas aparecieron en 2015 cuando el gobierno de Cristina Kirchner impuso el cepo cambiario y el 35% de recargo por las compras y viajes al exterior.

Con la vorágine del “dólar tarjeta”, el “dólar ahorro” y los tutoriales para pedir la devolución de las retenciones a la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), viajar al exterior parecía algo complicado.

“Las reglas de juego eran muy cambiantes. Al principio nos asustamos y pensamos que la gente no iba a viajar más. Pensamos 'ya está', pero el volumen no bajó, aún así teníamos que estar siempre muy pendientes”, recuerda Julián.

Además, señala que el desarrollo tecnológico les costó bastante. “Creímos que iba a ser más simple de lo que fue”, confiesa.

En 2018 la coyuntura económica volvió a complicar los planes viajeros de los argentinos. En un año en que el peso se devaluó fuertemente y el dólar escaló sin frenos por encima de los $40, la salida de argentinos al exterior cayó con fuerza y cambió la tendencia dentro del sector turístico.

“Haciendo un balance, sobrevivimos bien. Crecimos menos de lo proyectado, pero crecimos un montón. Hubo meses muy malos, como agosto, pero después repuntó. Para 2019 esperamos crecer a lo proyectado, un 300% como veníamos creciendo todo el año, y que la coyuntura acompañe”, apunta Julián.

NOTAS RELACIONADAS:

Conocé a los creadores de una exitosa startup española

El ecosistema emprendedor quiere repetir este año el oasis de 2018

“Nos asusta al principio pero todo se termina acomodando porque la gente encuentra el modo de viajar, ya sea cabotaje o haciendo algo más rebuscado”, agrega.

Para eso, los planes de la empresa son fuertes. Ya lanzaron un metabuscador de paquetes, y están replicando el modelo de negocios que hicieron en Argentina (comisionar por el tráfico que le envían a otros sitios) en Brasil y Chile. Además, lanzarán un metabuscador en inglés para que funcione, entre otros lugares, en Estados Unidos y Sudáfrica.

La mística de Carla

Carla se volvió un fenómeno en las redes sociales, que incluso muchas veces se convirtió en tendencia de Twitter. Nunca se le vio la cara y muchos dudan sobre si existe o no, pero sus mails con el asunto "Hay vuelos baratos" se convirtieron en un clásico de todos los días.

“Al principio mandábamos mails sin tanto texto, más marketineros y vimos que no se recibían tan bien. Hicimos una prueba, la única mujer de la oficina era Carla, y empezó a mandarlos ella. Su nombre fue creciendo y cada vez más gente nos preguntaba por ella, hasta hicimos carteles en la vía pública”, cuenta Julián.

Algunas de las ofertas que envió por mail son Madrid desde San Pablo por $2000, Barcelona por $6000 y San Francisco por $11.000.

Turismocity en números

Fundación: marzo 2014

Inversión inicial: u$s 150.000

Facturación: a través de Turismocity se venden u$s 500 millones entre vuelos y hoteles por año.

Socios: 4. Tres ya venían de Descuentocity y el cuarto se incorporó cuando armaron Turismocity.

Comentario en Facebook

Copyright 2012 © - Todos los derechos Reservados | Design by ideas2.com.ar